Jul 302019
 
cobas

 

Estimados compañeros y compañeras,

La empresa nos ha convocado una vez más para comunicarnos su decisión de realizar una nueva escisión de una parte de Indra Soluciones TI e Indra BPO.

La nueva empresa que pertenecerá íntegramente a Indra Holding, se llamará Minsait Payments Systems.

Esta escisión se hará efectiva el 1 de noviembre del presente año al amparo del artículo 44 del Estatuto de los Trabajadores (Sucesión de empresas) y, por tanto, no afectará en las condiciones económicas y laborales de los compañeros y compañeras afectadas, unas 400 personas distribuidas en distintos centros.

En el propio comunicado se señala que nos anexan un listado con el personal afectado, pero no fue así. La empresa dice que no está cerrado y que, si queremos saber quiénes son, que nos ponen un ordenador en RRLL (Arroyo) para que podamos consultarlo, junto con el resto de información (acta notarial, informe económico…) que no nos van a facilitar ni en papel ni en formato digital. Y 3 días posteriores a la reunión de comunicación de la creación de la nueva empresa, nos envían a las secciones sindicales de los distintos centros el fichero con la lista de personas afectadas en el propio centro. Reclamaremos que nos den la información en formato digital o en papel.

Se transfieren una serie de servicios de la unidad mencionada pero no sabemos con qué criterios se va a seleccionar a sus componentes.

Os anexamos el comunicado para vuestra información.

Nos resulta curioso que no haya pasado ni un año de la reestructuración del grupo Indra y volvamos a las andadas.

Cuando se creó Minsait, antes del ERE (30 de abril del 2015, con el nombre de Indra Digital), le vendieron a los compañeros y compañeras que decidieron adscribir a la nueva unidad que eran la élite de la empresa, que los iban a tratar con mucho mimo, que incluso iban a crear un departamento de RRHH diferenciado del resto, que la formación iba a ser de excelencia, etc.

Hoy esa “élite” ya está totalmente disuelta entre la plantilla, aunque dentro de departamentos diferenciados en la organización “virtual” de las empresas del Grupo. El 11 de abril del 2018 pasó el resto de la plantilla con el mensaje “Hoy Minsait somos todos” y han visto que ni eran la élite (muchas personas entraron con contratos realmente precarios y con salarios miserables), ni los trataron con mimo porque lo que querían era dividir a la plantilla en el proceso del ERE, ni crearon un departamento de RRHH diferenciado, ni nada de nada, aunque sí que recibieron una formación que, más que formación, era adoctrinamiento.

A nivel de promociones, subidas de salario, reconocimiento de funciones, etc., tanto unos como otros, estamos en la misma situación aunque todas las personas de producción (centros de desarrollo global à gestión de aplicaciones) han sido penalizadas en estos años por los bajos porcentajes de cumplimiento que les han asignado (algún año ha sido del 0%, mientras en los mercados les asignaban porcentajes por encima del 100%).

Respecto a lo organizativo, seguramente se pueden hacer mejor las cosas porque peor creemos que es imposible, así que muchas motivaciones cargadas de buenos deseos y buenas intenciones en todos estos procesos que, al final, o no tienen capacidad de ejecutar o no tienen voluntad…. o ambas cosas.

Este tipo de movimientos no nos gustan por si no os habéis dado cuenta. No es solamente por la opacidad y por lanzar estos procesos en época vacacional, también es porque siempre han sido en detrimento de las condiciones laborales de la inmensa mayoría de las plantillas y/o para dividir a las plantillas restando fuerza ante otro tipo de medidas.

Os mantendremos informados e informadas sobre las novedades que nos vaya trasladando la empresa.