Ene 252016
 

co.basVENGA QUIEN VENGA

RECUPERAR LA MOVILIZACIÓN POR EL PAN, EL TRABAJO Y EL TECHO

¡Abajo la reforma laboral!

Las recientes Elecciones Generales han supuesto, en primer lugar  un serio varapalo del partido del Gobierno, el de los recortes, la Reforma Laboral, el rescate de los banqueros y la corrupción. Y eso para los trabajadores/as es una buena noticia. Ha sido la expresión electoral de lo que tantas veces hemos reclamado desde las calles: ¡Que se vayan!  En esta ocasión los recortes han sido para Rajoy que perdieron más de 3,6 millones de votos y 63 diputados.

El nuevo Parlamento nace pues marcado por la ausencia de mayorías absolutas y con una  difícil gobernabilidad. Cualquiera que sea el Gobierno que se conforme no dispondrá del rodillo con el que contó el PP para gobernar por decreto.

Asistimos a una presión mediática acerca de los pactos y las cábalas necesarias para conformar Gobierno. Mientras tanto la vida cotidiana prosigue y para los trabajadores/as las cuentas siguen siendo otras: poder llegar a final de mes, tener trabajo, que no nos desahucien de nuestra casa, afrontar los Eres, Ertes y despidos, defender la sanidad y la educación públicas…

Quien manda, la UE y la Troika, exigen que se conforme ya un nuevo Gobierno, para aplicar el recorte de más de 9.000 millones de euros, para proseguir con más “reformas estructurales”.

No podemos pues depositar confianza alguna en el gobierno que surja de la actual aritmética parlamentaria porque mientras no comience por derogar las reformas laborales y enfrentar a  la Troika no será más que un Gobierno al servicio de los de siempre.

Nuestra lucha, antes, durante y después de las elecciones sigue siendo la misma: queremos Pan, trabajo y techo, queremos la derogación de las reformas laborales para poner fin a los despidos, Eres, Ertes y salarios de miseria. Queremos recuperar el derecho a la negociación colectiva para que los convenios dejen de ser un mecanismo de recortes.

Que el nuevo Gobierno que surja sea más débil que el anterior, nos brinda la posibilidad de echar abajo las reformas laborales, de lograr las demandas por las que llevamos años luchando, pero solo a condición de recuperar el camino de la movilización, de volver a salir a la calle.

La obligación de un sindicato obrero no es garantizar “la Gobernabilidad del país”, sino la defensa intransigente de la clase obrera.

Por eso llamamos a todos los trabajadores/as, a todas las organizaciones sindicales, a redoblar esfuerzos para retomar el camino de la lucha, de la movilización, de la calle. El apoyo a las actuales luchas en curso (Coca Cola, Tragsatec, Vodafone…), por la municipalización de todos los servicios públicos, debe ser la tarea más importante. Las movilizaciones que se anuncian para Febrero, las Marchas por la Dignidad, deben ser los pasos más inmediatos.

Los Comités de Empresa y las organizaciones sindicales deben alentar este debate y el llamamiento a la lucha en los centros de trabajo.

El 2016 tiene que ser un año de lucha,  salir a la calle con nuestras ya viejas pancartas de Pan, Trabajo, Techo y Dignidad.

¡NI CIEN, NI UN DÍA DE TREGUA A CUALQUIER GOBIERNO QUE SALGA!

¡LOS TRABAJADORES/AS NO PODEMOS SEGUIR ESPERANDO!

 Comisión Intersectorial de Cobas Madrid

 23 de Enero de 2016

 Deja un Comentario

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)